• MADAME DU DEFFAND Y SU MUNDO

    CRAVERI, BENEDETTA SIRUELA, S.A. Ref. 9788478448340 Ver otros productos de la misma colección Ver otros productos del mismo autor
    Personaje clave para entender el espíritu del siglo XVIII francés, Madame du Deffand (1697-1780) se ha convertido en la más perfecta y lúcida encarnación de cierta enfermedad del alma, el ennui, el tedio de vivir, el escepticismo llevado a sus últimas consecuencias: el aburrimiento. En 1718 se casó ...
    Ancho: 165 cm Largo: 240 cm Peso: 868 gr
    Disponible en 7 dies
    30,00 €
  • Descripció

    • ISBN : 978-84-7844-834-0
    • Data d'edició : 03/10/2015
    • Any d'edició : 0
    • Idioma : Español, Castellano
    • Autors : CRAVERI, BENEDETTA
    • Traductors : BENÍTEZ, ESTHER
    • Nº de pàgines : 480
    • Colecció : BIBLIOTECA DE ENSAYO / SERIE MAYOR
    • Nº de col·lecció : 38
    Personaje clave para entender el espíritu del siglo XVIII francés, Madame du Deffand (1697-1780) se ha convertido en la más perfecta y lúcida encarnación de cierta enfermedad del alma, el ennui, el tedio de vivir, el escepticismo llevado a sus últimas consecuencias: el aburrimiento. En 1718 se casó con el marqués Du Deffand y, tras una discreta separación de hecho, se hizo amante del regente. Invitada habitual en la corte de Sceaux, fue íntima amiga de la duquesa Del Maine y amante del presidente del parlamento. Cerca ya de los 50 años, se decidió a formar su propio salón en París, al cual acudirían, entre otros, Voltaire, D;Alembert, Montesquieu, Madame de Staal, y el último y más apasionado amor de su vida: el escritor inglés Horace Walpole. Su extensa correspondencia descubre un estilo que, según Sainte-Beuve, es «junto al de Voltaire, en la prosa, el más clásico y puro de esta época». Madame du Deffand pasa revista a los acontecimientos de una sociedad en donde el ingenio, la defensa del gusto y el culto a la inteligencia eran valores en alza. Sin embargo, sus cartas rebasan con mucho el género de la crónica mundana, y ello porque la marquesa vive, como ha dicho Cioran, azotada por el «flagelo de la lucidez».

Utilitzem cookies pròpies i de tercers per realitzar anàlisis d'ús i de mesurament de la nostra web. En continuar amb la navegació entenem que s'accepta la nostra política de cookies

Accepto